Background Color:
 
Background Pattern:
Reset
POLÍTICAS DIOCESANAS PARA EL SACRAMENTO DE LA CONFIRMACIÓN

PÓLIZA 310  

Preparación

1. La preparación para recibir el sacramento de la Confirmación debe ser vista como un componente de la educación religiosa sistemática y el desarrollo de la fe de los candidatos.

 

La preparación para la confirmación debe tener como meta conducir al cristiano a una unión más intima con Cristo, a una familiaridad más viva con el Espíritu Santo...a fin de poder asumir mejor las responsabilidades apostólicas de la vida cristiana.  Por ello, la catequesis de la Confirmación se esforzará para suscitar el sentido de la pertenencia a la Iglesia de Jesucristo, tanto a la Iglesia universal como a la comunidad parroquial.

                               

                                                         Catecismo de la Iglesia  Católica, 1309

A pesar de que no hay un programa diocesano específico para la preparación de la Confirmación, si hay ciertos requisitos que los candidatos tienen que satisfacer para recibir el sacramento.

Todos aquellos que cumplan con los requisitos califican para recibir el sacramento de la Confirmación aunque hayan o no completado un programa en particular.

Nota:

  1. Tengamos en cuenta que el ministerio juvenil parroquial abarca más que solamente la preparación para la celebración del sacramento de la confirmación, la cual es solamente un componente o parte del proceso total de la catequesis y el desarrollo de fe para los adolescentes.

  2. Las parroquias deberán desarrollar lineamientos en cuanto a la preparación del Sacramento de la Confirmación que implementen las normas diocesanas.


PÓLIZA 311

Requisitos para los Candidatos

1. Bautizo y el Estado de Gracia

Para recibir el Sacramento de la Confirmacin se requiere estar válidamente bautizado. 
(Derecho canónico 889.1). Además, si las personas bautizadas tienen la edad del uso de razón, se requiere que están en estado de gracia, adecuadamente instruidos y capaces de renovar sus promesas bautismales (Rito de Confirmación, 12).

2. Edad Minima

Quince (15) años es la edad mínima para la Confirmación en la Diócesis de San Diego, excepto en casos cuando el niño es de edad catequética que aun no ha sido bautizado, y quien deberá ser confirmado al ser bautizado.  Al igual que en casos donde los candidatos no son Católicos pero que son niños Cristianos bautizados de edad catequética los cuales deberán ser confirmados cuando sean recibidos en la plena comunión de la Iglesia Católica.

3. Formación en la Fe de la Iglesia

Se requiere que los candidatos a la Confirmación demuestren una comprensión de la fe Católica de acuerdo a su edad.  Esto significa que deben haber integrado todos los años de catequesis sistemática y haber adquirido una apreciación de lo que enseña la Iglesia.

Como un mínimo, se espera que los candidatos demuestren competencia en las cuatro áreas siguientes de la catequesis Cristiana que se encuentran en el Catecismo de la Iglesia Católica:

  • El Credo en el cual el misterio Cristiano es el objeto de la fe;

  • La Sagrada Liturgia en el cual el misterio Cristiano se celebra y se comunica con acciones litúrgicas;       

  • El Camino de la Vida Cristiana en el cual el misterio Cristiano es la base para la debida formación de conciencia y para vivir de acuerdo a la moral y la enseñanza de la Iglesia; y

  • La Oración Cristiana en la cual el misterio Cristiano es la base para la oración, la expresión privilegiada de la cual es el Padre Nuestro.

4. Una experiencia de vida cristiana

Desde antes de la Confirmación, la cual se demuestra por:

  • Una fiel participación en los sacramentos de la Reconciliación y la Eucaristía;

  • Un compromiso a seguir creciendo y desarroyándose humana y espiritualmente por medio de la oración y de las buenas obras.

  • Participación en la comunidad parroquial
     

5. La Disposición Debida

Evidente por:

  • Un deseo personal declarado de recibir el Sacramento de la Confirmación.

  • Estar dispuesto a dar firme testimonio de Cristo por palabra y acción;

  • Aceptar la responsabilidad de ser un miembro adulto activo de la Iglesia, de seguir madurando en la fe, y de poner su fe en práctica.

Nota: Las parroquias son responsables de proveer oportunidades que le ayudarán a los jóvenes a satisfacer los requisitos como candidato para la Confirmación.

         


POLIZA 312

Determinando si el Candidato está listo

Cada parroquia es responsable de desarollar un proceso por el cual, de acuerdo a los requisitos para el candidato, se pueda determinar si cada individuo está listo para recibir el Sacramento de la Confirmación.

            Nota

  • Los párrocos, padres, padrinos, coordinadores del ministerio juvenil y todos aquellos involucrados en ministerios con jóvenes deben tomar parte en este proceso.

  • Si el candidato está listo o no se define en términos de los requisitos, los cuales no incluyen la participación en un programa pero que están tomados del Rito de la Confirmación y del Derecho Canónico.

  • El Sacramento de la Confirmación no deberá verse como un premio o algo que uno puede, o debe merecer.

  • Hay muchas maneras de determinar si un individuo, de acuerdo con los requisitos para candidatos, está listo para recibir el Sacramento de la Confirmación.  Podría ser por medio de entrevistas y evaluaciones por parte de aquellos en el ministerio con los candidatos-párrocos, padres de familia, coordinadores juveniles.

  • A fin de cuentas, la responsabilidad de satisfacer los requisitos para recibir la Confirmación le pertenece a los mismos Candidatos y por lo tanto ellos deben participar en discernir si están preparados.

  • Se harán adaptaciones adecuadas en casos de personas con discapacidades. El juicio de si está listo para prepararse y recibir el Sacramento de la Confirmación debe basarse en si él o ella demuestran una aceptación de la fe y un deseo de participar en la vida y la misión de la Iglesia. 


POLICY 313 

Preparación Inmediata

Después de determinar que está listo, se espera que el candidato participe en un proceso de preparación de corta duración para el Sacramento de la Confirmación el cual debe incluir:

  • Catequesis sobre el Espíritu Santo basada en el Catecismo de la Iglesia Católica, num. 683-747.

  • Catequesis sobre los Sacramentos de Iniciación Cristiana basados en el Catecismo de la Iglesia Católica:

                                     a) Bautismo (num. 1213-1284);

                                     b) Confirmación  (num. 1285-1321);

                                     c) Eucaristía (num. 1322-1419).

  • Un día o una tarde de oración;

  • Una celebración comunitaria del Sacramento de la Reconciliación;

  • Repaso del Rito de la Confirmación (cf. Guía para la Celebración);

  • Ensayo para la celebración de la Confirmación.

Nota:

  • Los componentes y la duración de la preparación inmediata para el Sacramento de la Confirmación es determinada por la parroquia.

  • La preparación inmediata debe adaptarse a las necesidades de personas minusválidas.

       


POLIZA 314 

Padrino/ Madrina

  • Mientras sea posible deberá haber un padrino o madrina para cada uno de los que se confirme (Rito de Confirmación, 5). No se recomienda que dos o más candidatos tengan el mismo padrino/madrina.

  • Para ser padrino/madrina, la persona debe:

                a) Tener por lo menos 16 años de edad y tener suficiente madurez para esta    

                    responsabilidad.

                b) Ser un Católico que ha sido Confirmado, ha recibido su primera    

                    Eucaristía y que vive en armonía con la fe y el papel que está por asumir;

                c) No ser ni el padre ni la madre del candidato;

                d) no estar impedido por la ley (canónica) de ejercer la función de   

                     padrino/madrina.

[Ver c.893 con referencia al c.874; rito de la Confirmación, 6.]

Nota:

  • Cada candidato puede tener solo un padrino/madrina y no es necesario que el padrino/madrina sea del mismo sexo que el candidato.

  • Es deseable que el padrino/madrina de bautizo sea también el padrino/la madrina de Confirmación. Esto manifiesta más claramente la relación entre el Bautismo y la Confirmación y se hace más eficaz el ministerio y la misión del padrino/de la madrina. Sin embargo, de ningún modo se excluye la facultad de escoger un padrino/una madrina diferente para la Confirmación.

  • Los padrinos deber ser escogidos porque ellos serán capaces de estar presentes en la fecha de la celebración del Sacramento de la confirmación al igual que estar disponibles después para ayudar al confirmado a realizar sus promesas bautismales.

  • Si son de la misma parroquia o localidad, se recomienda que el padrino/madrina, junto con los padres, acompañen al candidato en su jornada de fe durante el tiempo de preparación inmediata.


POLIZA 315

Nombre de Confirmación

El  nuevo rito no menciona nada sobre el escoger un nombre nuevo para la Confirmación.

Por lo tanto, los candidatos pueden mantener su nombre bautismal en lugar de escoger uno nuevo.  Esto es deseable porque manifiesta un entendimiento de que la Confirmación "completa la gracia del Bautismo."

Sin embargo, un nombre especial para la Confirmación puede escogerse si así lo desean.  Si este es el caso el nombre deberá ser el nombre de un santo cuyo estilo de vida o virtudes el candidato desea emular.

           


POLIZA 316

Atuendo para el Sacramento de la Confirmación

El atuendo recomendado para los candidatos no deberá dar la impresión de una graduación. Ropa regular es satisfactoria.  Sin embargo, para enfatizar la relación entre la Confirmación y el Bautismo, una prenda o alba blanca se puede usar en la Confirmación, al igual que una alba blanca se usa para vestir al recién bautizado.

La práctica en algunos lugares de usar estolas en la Confirmación parece haber salido del deseo de darle un símbolo a la Confirmación.  Sin embargo, la distinción entre el sacerdocio universal de todos los bautizados y la del sacerdocio ministerial de aquellos ordenados se hace borrosa ya que el vestuario distintivo de los ministros ordenados se usa en esta manera.  Por lo tanto, estolas no deberán ser usadas por los recién confirmados.

 


POLIZA 317
Registro de la Confirmación otorgada

El nombre de los Confirmados mencionando al obispo, los padres y el padrino/la madrina, el lugar y la fecha de cuando se confirió la Confirmación debe ser anotado en el registro parroquial.

La Confirmación debe igualmente anotarse en el registro bautismal o ser mandada a la iglesia donde se bautizó.


Desarrollando los lineamientos parroquiales para la Confirmación

Las parroquias deberán desarollar lineamientos en cuanto a la preparación del Sacramento de la Confirmación que implementen las normas diocesanas. Estos lineamientos deberán incluir lo siguiente:

  • Explicación de las oportunidades que la parroquia provee para asistir a los jóvenes en satisfacer los requisitos del candidato en cuanto a:

                                             a) Formación en la fe de la Iglesia
                                             b) Experiencia de un estilo de vida Cristiano.
                                             c) La debida Disposición.

  • Explicación del proceso que la parroquia usa para determinar si el candidato está listo, por ejemplo; entrevistas y evaluaciones.

Nota:

  • Primordialmente los jóvenes mismos son los responsables de satisfacer los requisitos del candidato para la confirmación.

  • Las parroquias, junto con los padres y el padrino/ la madrina, asisten al candidato en cumplir con estos requisitos.

  • El párroco, los padres, padrino/madrina, los coordinadores del ministerio juvenil y otras personas involucradas con los jóvenes deberán tomar parte en el proceso de ayudar a los jóvenes a discernir si están o no listos para la Confirmación.

  • Hay recursos de asesoramiento disponibles a través de la Oficina Diocesana para el Ministerio de Jóvenes. Particularmente en lo que concierne a los requisitos de una formación adecuada en la fe de la Iglesia.

  • Requisitos parroquiales para preparación inmediata del Sacramento de la Confirmación.

Nota:

  • Deberá darse la debida atención primeramente a todos los componentes para la preparación inmediata, los cuales están disponibles en las normas diocesanas.

  • Para evitar confusión con el Orden de Iniciación Cristiana para Adultos y Niños, no se recomiendan ritos de bienvenida para empezar el periodo de preparación inmediata para el Sacramento de Confirmación.

  • La Oficina Diocesana de Pastoral Juvenil y Jóvenes Adultos tiene sugerencias para sesiones de grupo durante el periodo de preparación inmediata.

Nota:

  • La Oficina Diocesana de Pastoral Juvenil y Jóvenes Adultos tiene recomendaciones.

  • Determinación de como los candidatos declararán su deseo personal y su petición por el Sacramento de Confirmación, por ejemplo: una carta de petición se ha añadido.

  • Instrucción en cuanto a la misma celebración del Sacramento de la Confirmación.